Personal de la BH de la Policía de Investigaciones (PDI), se encuentra realizando  diversas diligencias para establecer las circunstancias en las cuales murió un obrero, en la comuna de Romeral, cuyo cuerpo sin vida fue encontrado en su casa de cuidador de un predio, presentando un balazo de escopeta en el rostro, no descartándose haya sido víctima de un asesinato.

En la tarde de lunes reciente, tal como hacían cada cierto tiempo, dos mujeres acudieron a visitar a un hermano, identificado como Juan Carlos Muñoz Mejías, de 68 años de edad de edad, quien vivía solo en una casa en el callejón del sector Manquilvo, situado a uno 5 kilometro de distancia de la localidad precordillerana de Los Queñes, donde se desempeñaba como cuidador de un campo cercano.

Ambas hermanas al llegar al sitio advirtieron que a las puertas del inmueble estaban con llave, por lo que comenzaron a buscar en las inmediaciones a Muñoz, no logrando ubicarlo. Es por ello decidieron ingresar a la casa donde lo encontraron muerto, a metros del dormitorio presentando el cadáver el rostro totalmente desintegrado a causa de un disparo de escopeta percutado a muy corta distancia.

Del hecho tomó contacto carabineros de Romeral, especulándose en un comienzo la muerte del trabajador pudiera corresponder a un hecho suicida, sin embargo esta teoría no ha sido ratificada, ya que en el inmueble  faltaría una serie de artículos, más dinero en efectivo de la víctima. Por ello la fiscal de turno, Carmen Gloria Manriquez ordenó que en el sitio se hicieran presentes peritos de la Brigada de Homicidios, de la PDI, de Curicó.

En esta unidad no se entregaron mayores antecedentes, solamente que no se descarta que el hecho pudiera corresponder a un crimen en que participaron terceras personas, por lo que se desarrollaban diversas diligencias tendientes a dilucidar el hecho. El cuerpo sin vida de Juan Carlos Muñoz ayer fue sometido al examen autópsico para luego derivarlo a la zona de Curepto donde se desarrollaban sus funerales.

Fuentes cercanas a la investigación precisaron que el disparo efectuado a corta distancia habría sido con una escopeta de propiedad de la víctima, que este habría adquirido informalmente para desarrollar sus labores de vigilante del predio en que se desempeñaba. Asimismo se conoció que la muerte del trabajador se registró hace unos 4 a 5 días, especulándose como una hipótesis que el móvil habría sido el robo de especies.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here